Cursosypostgrados CURSOSYPOSTGRADOS.COM
Inspector  work Trabajo
Sara García

La inspectora o el inspector de Trabajo es una figura fundamental en el desarrollo de cualquier sociedad justa e igualitaria. Se encargan de velar por la aplicación de la normativa en cuestiones de seguridad, prevención de riesgos o condiciones laborales, y se trata de una de las profesiones más demandadas tanto dentro como fuera de nuestras fronteras.

Funciones: Inspector de Trabajo

¿Alguna vez te has preguntado quién vela por los intereses de los trabajadores?

Sí, efectivamente: la respuesta es la Inspectora de Trabajo. Estos profesionales dependen de la administración central y su misión es comprobar que las conidiciones laborales se inscriben dentro del marco legal y la normativa adecuada: con este objetivo pueden acceder a cualquier centro de trabajo sin previo aviso, solicitar toda la información que precise, exigir la presencia del empresario y tomar las medidas cautelares que correspondan.

Los inspectores de trabajo se ocupan de garantizar que las empresas cumplan con sus obligaciones respecto a sus trabajadores: esto es, que llevan a cabo sus responsabilidades administrativas conforme a la ley y ofrecen la suficiente seguridad, higiene y prevención de riesgos, además de pagar según convenio y estatuto general. Además, ofrecen ayuda y consejo a los trabajadores afectados.

Así, no es necesario un preaviso: cualquier negocio o centro de trabajo puede recibir la visita de una inspectora de trabajo, en cualquier momento, sin necesidad de que medie aviso o denuncia de terceros: las inspecciones de trabajo suponen un procedimiento rutinario.

El Cuerpo Superior de Inspectoras de Trabajo depende del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social y, en general, sus funciones son:

- Garantizan la protección de los derechos de las trabajadoras supervisando el cumplimiento de legislación laboral y normativa de seguridad e higiene, en función de la naturaleza de cada empresa.
- Ofrecen asesoramiento a empresas y trabajadoras sobre seguridad social, prevención de riesgos e higiene, derechos de los trabajadores y obligaciones de las empresas o resolución de conflictos. 
- Elaboran informes técnico-laborales a instancias de los órganos judiciales laborales correspondientes. 
- Visita centros de trabajo y empresas de forma aleatoria para comprobar las condiciones reales de trabajo. Hay tres clases de visitas:

De rutina: pueden ser con aviso o sin aviso previo. Son más flexibles y pueden dar plazos al empresario. 
Por requerimiento: en respuesta a una queja, denuncia o solicitud. Las infracciones detectadas iniciarán de inmediato el procedimiento sancionador (leve, grave o muy grave).
De emergencia: en respuesta a un accidente laboral o vulneración de la normativa en salud e higiene, la inspectora de trabajo se persona lo antes posible con el objeto de investigar el origen y causas del accidente, si se pueden exigir responsabilidades y qué medidas de prevención implementar. 

- Interviene como mediador o realizar un servicio de arbitraje y conciliación en conflictos laborales o huelgas, como la imposición de expedientes de regulación de empleo (ERE) o la vulneración colectiva del convenio o estatuto. 

Para formar parte del Cuerpo de Inspectoras de Trabajo del Estado es necesario estudiar y presentarse a una oposición, y aportar un título universitario: ingeniería, arquitectura, licenciatura, doctorado o grado. Para acceder al grupo A1 de la Administración, el de los inspectores de trabajo, es posible reralizar un concurso-oposición en el caso de los puestos reservados a promoción interna o, lo más común, presentarse a una oposición libre. Este es el caso que nos ocupa, ¿verdad? 

Vamos a ello. 

La oposición libre consiste en un proceso de selección en cuatro fases eliminatorias, y se exitiende por un periodo máximo de nueve meses.

Primera Fase. Dos exposiciones por escrito: la primera de un tema en relación con la Organización de las Administraciones Públicas, el Derecho de la Unión Europea o el Derecho Administrativo. En la segunda exposicióon, la candidata podrá elegir entre Prevención de Riesgos Laborales o Derecho Civil, Derecho Mercantil, Derecho Penal, Derecho Tributario o Economía y Contabilidad.
Segunda Fase. Una exposición oral de 50 minutos de extensión máxima, acerca de cuatro temas (Derecho del Trabajo, Relaciones laborales individuales y colectivas y Derecho Sindical y Seguridad Social).
Tercera Fase. Examen por escrito con duración máxima de cuatro horas, acerca de Inspección de Trabajo y Procedimiento y Prevención de Riesgos Laborales. 
Cuarta Fase. Consta de dos partes: en la primera, se trata de elaborar un informe o solucionar un caso práctico y en la segunda, hay que pasar una prueba escrita de idioma (inglés, francés o alemán).

Pero esto no es todo, ¿o creías que ya habías finalizado? Una vez has superado todas las fases y aprobado la oposición, comenzarás tu actividad como funcionaria en prácticas y deberás pasar un curso de selección de la Escuela de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social que dura como máximo cinco meses (400 horas) y tiene un carácter fundamentalmente práctico. En él aprenderás a gestionar supuestos relacionados con el derecho sindical, el procedimiento sancionador, la prevención de riesgos laborales o cuestiones relacionadas con economía y contabilidad. 

¿Y en qué consiste la segunda parte del curso selectivo? Sin ningún tipo de ayuda externa, habrás de enfrentarte a una situación práctica y resolverla correctamente. Si lo consigues, los jueces del proceso sumarán tus resultados en el resto de pruebas del curso selectivo y las obtenidas en la oposición, y de ahí se obtendrá tu calificación final.  

Estadísticas Inspector de Trabajo

El panorama laboral en España no ofrece demasiadas garantías para la protección de los trabajadores, sus derechos y condiciones laborales. En los últimos años, las sucesivas crisis y una extendida malinterpretación del pacto social han resultado en unas condiciones laborales pésimas o como mínimo regulares, según el sector al que se mire. A esta problemática se une la reducida plantilla de Inspectoras de Trabajo, que en 2019 alcanzaba un récord de volumen: por primera vez se alcanzaban las 2.055 personas ejerciendo como Inspectores de Trabajo. Este reciente incremento del número de técnicos en la inspección de trabajo, un 23% en total, contando con las 160 plazas ofertadas en 2019 y otras tantas en 2020, supone la mayor inversión en materia de control de calidad del empleo en la historia de España. Para que nos hagamos una idea, en 2011 el total de inspectores de trabajo no llegaba a las 900 personas, y en España hay registradas más de 3,2 millones de empresas

De media, cada uno de las inspectoras visita una media de 171 empresas, cuando en Alemania son 134 y 59 las que controla cada profesional de la inspección de trabajo en Francia, de acuerdo con los datos ofrecidos por la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Con un exceso de contratos temporales, precarios o de baja calidad (no en vano el 25,7% del total son de menos de siete días, de acuerdo con los datos aportados por CCOO), lo más normal es que a estas trabajadoras no se les ofrezcan las garantías de seguridad, higiene, prevención de riesgos... adecuadas, incrementando el riesgo de accidente o de perjuicios para la salud. Además, la Inspección de Trabajo no da abasto para perseguir las dos infracciones más comunes y extendidas en el país: el fraude en la contratación y las horas extra no retribuidas. 

Los recursos, por tanto, son insuficientes y además la administración pública es consciente de ello. Debido al contexto sociocultural y económico, no sería arriesgado prever un incremento en la dotación de recursos de este departamento, determinante para que exista justicia social y, por tanto, para fomentar un sano crecimiento económico de la sociedad. Ya son dos años seguidos en los que se ofertan plazas y parece que la tendencia es la de que continúen en aumento. 

Perspectiva Salarial Inspector de Trabajo

Una Inspectora de Trabajo que pertenezca al grupo A1 puede llegar a ganar, sin tener en cuenta la antigüedad ni los complementos por destino, entre 42.000 y 45.000 euros anuales, mientras que el profesional que se inscriba en el gruupo A2 (diplomados y arquitéctos o ingenieros técnicos) percibirá un salario medio de 24.000 euros al año, sin contar con complementos por destino o beneficios adicionales.

  • Comparte

Anterior salida profesional

ALERGÓLOGO

    Categorías

  • Derecho 9

Profesiones Relacionadas

profesiones
ABOGADO DE ESTADO
2020-09-23 17:09:44
profesiones
REGISTRADOR DE LA PROPIEDAD
2020-09-11 13:15:31

Tags

  • inspector de trabajo
  • inspector
  • condiciones laborales

Buscador de cursos