Cursosypostgrados CURSOSYPOSTGRADOS.COM
fabrica coches
Raquel Marquez

Si te gusta lo práctico, ver realizadas las consecuencias materiales de tu esfuerzo, ser jefe de producción puede ser perfecto para ti. Contrólalo todo por el bien del producto, de los consumidores y también de los trabajadores y el éxito será tuyo.

Funciones: Responsable de Producción

En las fábricas y en general en las plantas de producción hacen falta personas resolutivas, ordenadas, metódicas y despiertas… y, como en todo, es mucho mejor si disponen de formación como responsables de producción específica para su sector.

Hay, no obstante, muchas cosas comunes que puedes estudiar en logística, administración y dirección de empresas, gestión económica e innovación… y por supuesto en producción en sí.

En todo negocio en que se produzcan bienes de consumo es necesario tener jefes de producción que supervisen todo lo que sucede: la maquinaria y las instalaciones, el proceso de producción, los stocks y la cadena de suministro, los incidentes que puedan surgir (reaccionando con creatividad pero sobre todo con planes B y C ya contemplados de antes), las estrategias para incrementar eficacia y reducir costes, etc.

¿Cómo podemos llegar a todos los encargos a tiempo sin aumentar demasiado el presupuesto?

¿Qué promociones o políticas de precio son aconsejables teniendo en cuenta los excedentes o el tipo de imprevistos?

¿Qué margen de beneficio podemos aumentar y cuál está siendo desaprovechado por una mala gestión de recursos, espacios o tiempos?

Y sobre todo, ¿cómo podemos salvaguardar la seguridad y ponerla por encima de todo de una forma eficiente, minimizando los riesgos laborales?

La salud y la seguridad no son prioritarias en una empresa donde el jefe de producción no esté sobre todo orientada a ellas. Sus decisiones son las que más afectan, y tendrá que equilibrarlo todo: lo que es bueno para cada eslabón de la cadena y además beneficia a la cadena entera, a todo nuestro modelo de negocio.

Los jefes de producción trabajan con agilidad, no se agobian ante fechas de entrega (aunque a veces tengan que ser los que descubran que un objetivo concreto no es posible sin cambiar otros), son transparentes y a la vez evitan dar información sin criterio o fuera de contexto útil (la responsabilidad del responsable de producción pasa muchas veces por no trasladar a más personas una preocupación que tienen que gestionar ellos en solitario), son flexibles, se les dan bien los cálculos, los programas informáticos (cada vez más en tiempo real) y, aunque no tengan que echar mano de esa habilidad todo el tiempo, deben ser sociables, amables y calmados.

Si bien los trabajadores en producción pueden permitirse un mal día si son, efectivamente, productivos, la distinción del buen jefe de producción es saber hacer que todos remen a una. Más que repartir culpas, que a veces también es necesario, organiza soluciones. Y para eso hay que dejar muy a menudo la pasión egocéntrica a un lado y transmitir tranquilidad en medio de la tormenta.

Tienes muchos másters de producción, logística y ADE en general, que te enseñarán a llevar el proceso de producción organizando recursos y personal.

Te vendrán bien grados en economía, o administración de empresas, negocios internacionales, compras… y toda experiencia en mandos intermedios relacionados con la producción y el análisis de la cadena de suministro, el almacén y los stocks, los materiales, el mercado en general…

Y, como apuntábamos, el enfoque en PRL es totalmente necesario. Tienes muchos cursos de prevención de riesgos laborales, másters y postgrados que te abrirán muchas cerraduras profesionales, sobre todo si ya estás en algún departamento de producción y quieres ascender. Mención especial merece la especialidad ergonomía, destacada en toda buena formación al respecto.

Un fallo habitual es tomarse la producción como un asunto familiar, de confianzas personales.

La productividad necesita de datos objetivos y de saber encarar realidades que no nos gustan. Tenemos que aceptar qué tiene salidas y qué no, y cuáles son los métodos probados. Para ello la formación en logística y producción es vital.

Para ello, lo habitual es que los jefes de producción tengan entre cinco y diez años de experiencia.

Estadísticas Responsable de Producción

Aún muchas personas no saben que España es uno de los principales productores de la industria de la automoción. Hace unos años fuimos el número dos de Europa después de Alemania.

No lo saben porque exportamos la mayor parte, en torno al ochenta por ciento, y solemos estar más expuestos a la noticia de que compramos pocos coches. Fabricarlos es otro asunto muy distinto.

En 2017 por ejemplo se fabricaron aquí casi 2.300.000 coches. Y en vehículos comerciales fuimos los líderes del continente. Ese año fuimos el octavo país del mundo en producción de vehículos en general.

No se te escapará que en este mercado los responsables de producción y de que todo salga perfecto respecto a productividad y a prevención de riesgos laborales son una pieza imprescindible, nunca mejor dicho (la captura es de Diario Motor).

Perspectiva Salarial Responsable de Producción

Dependiendo del nivel de la empresa y sus cifras, no es difícil que el responsable de producción cobre entre 30.000 y 40.000 euros al año.

  • Comparte

Anterior salida profesional

ALERGÓLOGO

    Categorías

  • Especialidad Ergonomía 6
  • Nivel Superior Prevención de Riesgos Laborales 15

Profesiones Relacionadas

Tags

  • responsable de produccion
  • jefe de produccion
  • PRL

Buscador de cursos