Cursosypostgrados CURSOSYPOSTGRADOS.COM
Mantenedor de edificios
Maria Corral

Los mantenedores de edificios reparan, mantienen o sustituyen una gran variedad de elementos que conforman una vivienda. Por su formación multidisciplinar, estos profesionales tienen conocimientos sobre electricidad, pintura, jardinería, carpintería, fontanería... Un empleo, desde luego, con un día a día muy variado.

Funciones: Mantenedor de Edificios

Hay personas que tienen destreza para la solución de averías o problemas, los típicos manitas a los que pedimos que solucionen aquello que se escapa a nuestros conocimientos.

Enfocar esta destreza en el mundo profesional puede ser una gran idea si eres tú esa persona a la que se le confía toda avería, o simplemente si te interesa este tipo de actividad.

Puedes formarte para trabajar como mantenedor de edificios, una profesión polivalente, multidisciplinar, en la que un día nunca será igual que el anterior.

Un mantenedor de edificios es aquel profesional que hace un poco de todo. Desde luego, los profesionales con habilidad para comprender y reparar todo tipo de elementos no están hechos para el trabajo en una oficina. 

Un mantenedor de edificios sabe reparar, mantener, instalar y conservar los diferentes elementos que forman una vivienda, ya que sus conocimientos abarcan muchas disciplinas: electricidad, carpintería, tareas de fontanería, calefacción, incluso jardinería. Y es que estos expertos están capacitados para reparaciones sencillas de toda clase, y en caso de encontrarse con una avería de mayor envergadura, podrán realizar una primer ajuste de urgencia hasta que llegue el profesional pertinente que complete el trabajo. 

Este trabajo es, en definitiva, muy versátil, comprendido por un sinfín de labores diferentes.

Vamos a enumerar algunas de las más habituales: 

  • Reparaciones y mantenimientos básicos de instalaciones eléctricas o aparatos electrónicos. 

  • Manejo y mantenimiento sencillo de cuadros de mando de ascensores

  • Localización, reparación o sustitución de grifería y otros elementos de fontanería como tuberías e instalaciones de calefacción

  • Reparaciones que tengan que ver con labores de albañilería: desperfectos en paredes, techos, en alicatados, enyesados...

  • Reparación de puertas, paneles, ventanas, mobiliario...

  • Sustitución o reparación de cerraduras sencillas. 

  • Labores de jardinería como podas, limpieza, sistemas de riego...

  • Pintura de superficies. 

Como ves, la polivalencia es intrínseca a este puesto de trabajo. Pero en labores de mantenimiento y reparación, cualquier conocimiento se quedará corto si el profesional en cuestión no cuenta con otra serie de habilidades profesionales, como con una gran capacidad para trabajar con autonomía, con atención al detalle, con paciencia, organización...

Un mantenedor de edificios, además, tendrá que tener ojo para la improvisación, pues puede que a diario se encuentre con situaciones inesperadas, y tenga que actuar con rapidez pero sin dejar de lado la eficacia y la profesionalidad.

Ahora bien, ¿cómo formarse para llegar a dedicarse al mantenimiento de edificios?

No hay una única vía para llegar a ejercer esta profesión. Quizá una de las opciones más completas sea cursando una FP de la familia de Instalación y Mantenimiento, compuesta por formación básica, media y superior. 

Otra buena opción es cursar formaciones especializadas, y existe una variada oferta educativa. 

Un ejemplo es el Curso de Mantenedor-Reparador de Edificios, en el que aprenderás todas las disciplinas que hemos visto antes de manera polivalente: mantenimiento eléctrico, de fontanería y calefacción, de albañilería, de carpintería, de jardinería e incluso todo lo que se ha de saber sobre seguridad laboral en la construcción.

No olvides que puedes solicitar más información en cursosypostgrados.com

Estadísticas Mantenedor de Edificios

No nos cansamos de mencionar la gran multidisciplinaridad que conlleva ejercer esta profesión.

Al tratarse de un trabajo tan variado, el nivel formativo que se suele exigir a la hora de contratar a un profesional está más vinculado a la experiencia y los conocimientos adquiridos que a la propia titulación. Es decir: es necesaria formación, sí (a día de hoy, contar con algún tipo de titulación es indispensable en prácticamente cualquier sector), pero no se te requerirá un título concreto. Cuando se oferta un puesto de mantenedor, el empleador suele hacer más hincapié en la destreza, en la experiencia y en la habilidad del trabajador.

Por otro lado, en este mapa podemos apreciar dónde se concentra una mayor oferta de empleo para este puesto concreto.

Normalmente, los mantenedores de edificios desempeñan sus labores en empresas dedicadas al mantenimiento y reparación, o en los propios servicios de mantenimiento con los que cuentan muchas compañías de fontanería, carpintería, electricidad...

Por supuesto, este empleo también puede ser llevado a cabo por cuenta propia, para lo cual el trabajador habría de estar dado de alta como autónomo y ofrecer sus servicios por su cuenta. 

Perspectiva Salarial Mantenedor de Edificios

Podemos hablar de sueldos medios de entre 950 y 1000 euros al mes para mantenedores de edificios con poca experiencia.

Sin embargo, se registran salarios para este puesto que superan los 1100 euros y que incluso ascienden a los 1500 euros mensuales. 

  • Comparte

Anterior salida profesional

ALERGÓLOGO

Siguiente salida profesional

ESPECIALISTA EN TRATAMIENTOS ESTÉTICOS

    Categorías

  • Construcción 45

Profesiones Relacionadas

profesiones
INSTALADOR DE VENTANAS
2020-10-23 12:33:16
profesiones
DIRECTOR DE OBRA
2020-10-22 12:11:15
profesiones
TRABAJADOR DE CARRETERAS
2020-10-22 12:09:38

Tags

  • mantenimiento de instalaciones
  • mantenimiento de edificios
  • mantenedor de edificios

Buscador de cursos